Alfonso Reyes


Also found in: Wikipedia.

Reyes, Alfonso

 

Born May 17, 1889, in Monterrey; died Dec. 27, 1959, in Mexico City. Mexican poet, scholar, and literary critic. President of the Mexican Academy of Language.

Reyes graduated from the law faculty of the University of Mexico in 1913. In 1909 he helped found the Athenaeum of Youth, which aided in the spiritual reawakening of Mexican culture. Between 1913 and 1936 he held a number of diplomatic posts.

Reyes’ first book, Aesthetic Questions, appeared in 1911. The principal theme of his critical and literary works was the historical and cultural process in Mexico and Latin America. These works included Vision of Anáhuac (1917), Similarities and Differences (vols. 1–5, 1921–26), The Demarcation (1944), and X on the Forehead (1952). Reyes also wrote many books devoted to the literature of antiquity and some European literatures, as well as to literary theory and aesthetics. In 1924 he published the dramatic narrative poem Cruel Iphigenia, and in 1952 the collection Poetic Works. He also translated a number of European classics into Spanish, including works by A. P. Chekhov.

Reyes received the National Prize of Arts and Sciences in 1945.

WORKS

Obras completas, vols. 1–19. Mexico City, 1955–68.
in Russian translation:
“Detstvo.” I nostrannaia literatura, 1960, no. 12.

REFERENCES

“A. Reies—prezident Akademii iazyka i literatury.” Inostrannaia literatura, 1958, no. 3.
Marinello, J. Sovremenniki. Moscow, 1968. (Translated from Spanish.)
Kuteishchikova, V. N. Meksikanskii roman. [Moscow, 1971.]
Trend, J. B. A. Reyes. Cambridge, 1952.
Garrido, L . A. Reyes. Mexico City, 1954.
Olguin, M. A. Reyes ensayista: Vida y pensamiento. Mexico City, 1955.
Páginas sobre A. Reyes, vols. 1–2. Monterrey, 1955–57.
Robb, J. W. El estilo de A. Reyes. Mexico City, 1965. (Bibliography on pp. 245–61.)
Siempre, 1970, no. 865. (Contains bibliography.)
References in periodicals archive ?
Instantes luminosos se presenta hasta el 28 de octubre en GB Gallery (Baja California 295) escaparate de la creacion contemporanea de todas las galerias en la Zona Roma-Condesa, ubicada en la convergencia de tres de las calles mas prominentes de dicha confluencia urbana: Nuevo Leon, Baja California y Alfonso Reyes.
Escribo un signo funesto" es la frase con la que comienza el Diario de Alfonso Reyes, una anotacion del 3 de septiembre de 1911.
Con una buena dosis de ficcion, aunque estrictamente basada en documentos, conversaciones, entrevistas, cartas, pero tambien en testimonios de la viuda de Alfonso Reyes, dona Manuelita Mota, una novela recien aparecida muestra al escritor como un marido que en la intimidad maltrataba a su mujer.
El epigrafe es de la "Oracion del 9 de febrero" de Alfonso Reyes, hijo del protagonista.
Que este ano el premio Alfonso Reyes y en 2009 el Octavio Paz hayan sido adjudicados a Ida Vitale son actos que tienen la doble virtud de obedecer a la justicia poetica y a la justicia historica.
En Oracion del 9 de febrero escribio Alfonso Reyes que el general Bernardo Reyes fue el mayor romantico, texto que expone el dolor provocado por la tragica muerte de su padre.
Si en Alfonso Reyes se explica que apenas se refiriera a los hechos sangrientos de las jornadas de febrero de 1913 por el dolor que la muerte de su padre le producia, asi como las profundas diferencias con su hermano mayor Rodolfo, en el poeta maderista Ramon Lopez Velarde solo cabe especular.
El simple rastreo de las cuatro ediciones precedentes, desde la primera de 1988 por Joan Boldo i Climent, Editores, hasta esta ultima, (1) que lleva en la portada la advertencia de ser el reconocimiento al merito editorial UANL 2012, podria ser materia de una investigacion sobre una estela esencial en la vida y la obra de Castanon: el trato, como lector, editor, traductor, biografo, conversador y critico literario, con Alfonso Reyes.
Un ano despues viaja a Europa y conoce en Madrid a Alfonso Reyes (1889-1959), entre nosotros, la voz literaria mas connotada de la primera parte del siglo XX; ese encuentro se convirtio en una amistad que se prolongo hasta la muerte del sabio mexicano, quien despues de breve permanencia diplomatica en Paris (1913-1914), se instalo en Madrid, donde se establecera diez anos (1914-1924).
Cuando Juan Jose Bremer y Victor Sandoval, director general y director de Promocion Nacional del INBA, me invitaron a coordinar los trabajos para convertir en museo visitable la casa de Alfonso Reyes pense que nos enfrentabamos a un imposible, pues a la Capilla Alfonsina se le habian quitado todos los santos: los libros coleccionados, catalogados, leidos, vividos, consultados mil veces y compartidos otras tantas por Alfonso Reyes.
Se trata de una expresion del amor inspirada, nos explica Lopez Obrador, en Lev Tolstoi y en Alfonso Reyes.
En la presentacion, el poeta Vicente Quirarte y Solares sostuvieron una charla en torno al genero de la novela historica y a la trayectoria politica del general Reyes, en donde participaron los asistentes al recinto que fue el espacio de trabajo y biblioteca de Alfonso Reyes, y que fue moderada por Beatriz Pages, secretaria de Cultura del PRI y directora de la revista Siempre