Kerenski


Also found in: Dictionary, Thesaurus, Wikipedia.

Kerenski

, Kerensky
Aleksandr Fyodorovich . 1881--1970, Russian liberal revolutionary leader; prime minister (July--October 1917): overthrown by the Bolsheviks
References in periodicals archive ?
Once anos menor que su victimario Vladimir Ilich Ulianov (1870-1924), Aleksandr Fiodorovich Kerenski (1881-1970), el hombre de cuya derrota nacio el siglo xx, no solo fue paisano de quien tomaria el nombre de Lenin, sino que sus familias, como no podia de ser otra manera en provincia, se frecuentaban.
Kerenski mismo--en el unico libro de memorias que escribio a lo largo de su vida (al principio titulado, con modestia, La catastrofe), cuya extension y caracter cambio segun llegaba cada nueva generacion a la cual habia que demostrarle que no estaba muerto aun el hombre que termino con el zarismo recordaba que el carruaje que se llevo a Aleksandr era un fantasma que recorria Simbirsk por las noches, llevandose estudiantes rumbo a la nada.
El propio jefe bolchevique, poco dado a las remembranzas, recordaba con afecto a papa Kerenski, aunque, en medio de la habitual cantinela de venenosos improperios que constituyen su montanesca obra completa, tal parece que nunca hubiera hecho ningun comentario sobre la persona de Kerenski hijo, su derrotado rival.
No llego a ser un gran hombre --a Kerenski le repugnaba el culto a los personajes historicos-- pero si, concluye Abraham, un gran ser humano.
Formado en la tenue religiosidad neokantiana (en Rusia es posible cualquier combinacion entre filosofia y politica), el joven Kerenski, aunque liberal de corazon, se adhirio a los socialistas-revolucionarios, herederos del populismo decimononico.
Kerenski nunca fue marxista ni por formacion intelectual ni por apetito vital.
Kerenski confundia sus deseos con la realidad: el gobierno provisional fue un castillo de naipes.
Contra la mayoria de sus partidarios, Kerenski sabia que, dada la historia rusa, mas valia un zar exiliado que uno muerto.
Salvo por el interregno de Yeltsin a fines del siglo pasado, los meses de Kerenski fueron los mas democraticos en la historia de Rusia.
Finalmente, Kerenski era francmason y de los mas encumbrados de su pais.
Tras subestimar a los bolcheviques, obsesionado en combatir a la extrema derecha y en su rivalidad con el jefe de los kadetes, Pavel Miliukov, el 27 de octubre de 1917, Kerenski amanecio sin poder, maravillado ante el hecho de haberlo tenido y haberlo perdido.
A su muerte, la Iglesia ortodoxa de Nueva York--con la edad, Kerenski empezo a dejarse ver en misa--le nego los santos oleos: ese afable profesor habia derrocado al zar y traido las tinieblas del ateismo a la santa Rusia.